En Izalco, mientras alistaban las ventas que guardaban en una bodega, una pared de adobe colapsó y cayó sobre dos personas, dejándolas bajo los escombros, particulares auxiliaron mientras los Bomberos se trasladaban a su rescate.

La rápida intervención de particulares permitió que el señor fuese sacado de inmediato.

Al llegar los bomberos se sumaron para rescatar a la señora, quien había quedado atrapada de sus piernas, fue liberada y trasladada a un centro médico.