El presidente venezolano Nicolás Maduro asumió este jueves un segundo mandato de seis años, considerado ilegítimo por gran parte de la comunidad internacional, con un país en la ruina .

Maduro ha jurado ante el Tribunal Supremo de Justicia y no en el Congreso, único poder no oficialista, en un acto que ha arrancado a las 10.00 horas en Caracas.

En su discurso el mandatario hizo juramentación por el legado del fallecido presidente Chavez «Juro por el legado de nuestro amado comandante Hugo Chávez, por los niños de Venezuela: no daré descanso a mi brazo ni reposo a mi alma para defender a la patria», ha dicho el mandatario ante el presidente del Supremo