FOTO/alminuto

El polémico caso ocurrió  en los Ángeles California  Estados Unidos, la denuncia es en contra  de la iglesia universal de cristo donde se congregaba Lidia Abrego una salvadoreña originaria de San Vicente.

El caso inicia hace 5 años cuando Lidia  descubre que sus dos hijos tienen una orientación sexual diferente a como nacieron, una mujer y un hombre ambos homosexuales, lo que generó desesperación en Lidia quien le comentó al pastor que ella quería hacer cambiar a sus hijos.

El pastor de dijo que para que sus oraciones sean escuchadas tenía que hacer un sacrificio  fue ahí donde la mujer comenzó a sacrificar dinero  entregando grandes cantidades en las campañas de la iglesia “pare de sufrir”

Los sacrificios económicos alcanzaron 15 mil dólares  los años pasaron pero nada cambio el milagro que el prometieron no se cumplió, lo que llevado a Lidia a otra desesperación recuperar su dinero lo que ella considera una estafa.

“Yo no estoy en contra del diezmo ni las ofrendas pero este tipo de prácticas de sacrificar dinero es una estafa de las iglesias “explica via teléfono Lidia Abrego desde los Ángeles a la redacción de Periódico al minuto sv.

copia de uno de los chequez entregados