Honduras es el segundo país de Centroamérica con más migración irregular a Estados Unidos, solo superado por Guatemala.

Un nuevo informe de Aduanas y Protección de Fronteras de Estados Unidos (CBP, por sus siglas en inglés) muestra que el ingreso irregular de hondureños a territorio norteamericano es cada vez más preocupante.

Las cifras evidencian que las condiciones internas del país siguen siendo desfavorables, las causas de la migración irregular (inseguridad, pobreza, falta de oportunidades) continúan presentes y las medidas represorias adoptadas por México y Estados Unidos resultan ser soluciones temporales que no terminan de frenar a los miles de catrachos en la ruta migratoria.

Honduras es el segundo país de Centroamérica con más migración irregular a Estados Unidos, solo superado por Guatemala.

Miles de hondureños

El promedio diario en el año fiscal 2019, que inició en octubre del año pasado, muestra el ingreso a Estados Unidos de 1,350 hondureños por la frontera sur.

CBP detalla que en el caso de las unidades familiares (un adulto acompañado de uno o más menores de edad), entraron en los últimos 10 meses 171,256 unidades, que se convierten en 342,512 hondureños únicamente al suponer que cada unidad la conformaron padre e hijo o madre e hijo.

Estos connacionales entraron a Estados Unidos, realizaron su solicitud de asilo y fueron liberados para que pudieran esperar su fecha de audiencia.

En el caso de los menores de edad no acompañados, CBP detalla que en este año fiscal han ingresado 18,662 niños hondureños.

La cifra resulta ser histórica pues supera a los 18,244 menores de edad que entraron a Estados Unidos en 2014, cuando se desató la crisis de niños hondureños saliendo del país solos y que le dio la vuelta al mundo.

En lo que respecta a los adultos solteros, el informe de CPB muestra que en los últimos 10 meses fueron aprehendidos en Estados Unidos 39,750 connacionales.

Comparan por año y país

Con 400 mil aprehensiones en 10 meses Honduras es el segundo país que más exporta migrantes ilegales a Estados Unidos.

El sitio de honor corresponde a Guatemala que registra, según cifras de CBP, el ingreso de 427,149 personas, en tercer lugar está México con 140,578 migrantes y por último El Salvador con 131,144 personas.

En el comparativo por año Honduras muestra un incremento impresionante.

En 2016 CBP reportó la aprehensión de 53,178 connacionales, de los cuales 10,468 eran menores de edad no acompañados.

En 2017 entraron 69,626 hondureños y en 2018 un total de 115,952 connacionales.

Hay que destacar que para el próximo informe de CBP se espera una reducción en los ingresos de hondureños debido a tres factores: la posición de México y Guatemala como países seguros donde se detiene al migrante hondureño para que realice su solicitud de asilo a Estados Unidos y la determinación de los aztecas de sacar a la calle a su guardia nacional para cazar a los connacionales hondureños y no permitirles llegar hasta la frontera con Estados Unidos.

Faltan ver los resultados de las acciones del gobierno de Honduras que en conjunto con el Triángulo Norte y México realiza para reducir la migración de connacionales al exterior.