El asesor de Seguridad del Gobierno, Alejandro Muyshondt, y su escolta, Manuel Calles, fueron exonerados este miércoles por el Juzgado Décimo de Paz de San Salvador de los delitos de expresiones de violencia contra la mujer y tenencia ilegal de arma de fuego; sin embargo, pasarán a la fase de instrucción por el delito de resistencia.

“Se ha resuelto por parte del Juzgado decretar la instrucción en contra de los procesados únicamente por el delito de resistencia. Fue dado un sobreseimiento definitivo por el delito de expresiones de violencia contra la mujer en razón que las victimas mismas manifestaron que no se dieron esas expresiones”, informó el fiscal del caso a los medios de comunicación.

En ese sentido, la abogada defensora, Bertha Deleón, señaló que el Ministerio Público se “extralimitó” al acusar a sus clientes de agredir verbalmente a las dos víctimas.

“Lamentamos el actuar de la Fiscalía porque obviamente se extralimitó. Expresiones de violencia contra la mujer nunca hubieron. Ambas víctimas dicen no hubo palabras soeces, no hubo ninguna expresión de violencia, a pesar de eso la Fiscalía lo acusó de ese delito”, dijo la profesional del derecho.

Agregó que los imputados conciliaron con la parte ofendida por un monto de $2,500 por los daños ocasionados al vehículo .

Asimismo, los imputados lograron demostrar que las armas están en regla, por lo que el tribunal también los exoneró del delito de tenencia ilegal de arma de fuego.

Tanto Muyshondt como Calles continuarán el proceso en libertad únicamente por el delito de resistencia.


Muyshondt fue detenido el pasado viernes 8 de septiembre sobre la calle República Federal de Alemania, en las inmediaciones del redondel Uruguay, mejor conocido como Luceiro, tras supuestamente insultar a dos mujeres y dañarles el vehículo en que se conducían.