Los diputados de la Asamblea Legislativa se preparan para interpelar al ministro de la Defensa, René Francis Merino Monroy el próximo viernes 21 de agosto tras los hechos acontecidos al interior del reciento legislativo el pasado 9 de febrero.

Merino Monroy deberá presentarse ante el pleno para rendir cuentas de la presencia de militares y policías cuando hace más de seis meses el presidente de la República, Nayib Bukele, llegó a presionar a los legisladores por un préstamo de $109 millones para seguridad y cuya discusión ya estaba en la agenda de los diputados.

Para el diputado de GANA, Guillermo Gallegos, no es conveniente la interpelación del ministro de la Defensa, más en tiempos de pandemia por el coronavirus que ya ha cobrado la vida de 633 salvadoreños, 11,696 se mantienen contagiados y 11,388 ya se han recuperado del virus.

Para el expresidente de la Asamblea Legislativa lo “mejor sería suspender la interpelación”.

Para nosotros como GANA lo mejor sería suspender la interpelación, creo que el país no está para eso, en medio de esta pandemia, la acusación que se le hace al ministro de la Defensa Merino Monroy, más parece una torpe estrategia política, y si se suspende en buena hora”, declaró Gallegos.

El 28 de julio pasado, el pleno legislativo avaló la reprogramación de la interpelación para este viernes 21 de agosto a las 9:00 de mañana, porque no se pudo realizarse el 21 de marzo a causa de la pandemia de coronavirus.